El periodista daba a entender que el sistema educativo del PNV fomentaba la kale borroka

DEIA, el periódico del PNV, acusa a José Luis Lobo (EL MUNDO) de ‘escribir con piel de hiena’ en su reportaje sobre educación vasca

HECHOS

El 26.12.2000 el diario EL MUNDO publicó el reportaje de ‘La Escuela Borroka’.

JoseLuisLobo D. José Luis Lobo, enviado especial de EL MUNDO en Euskadi, autor del artículo ‘La Escuela Borroka’ publicado en EL MUNDO el 26-12-2000.

27 - Diciembre - 2000

Escribir con Piel de Hiena

José Uriarte

No, no era jueves, ni 28 de diciembre. Ayer fue martes 26 y en las páginas 12 y 13 de EL MUNDO no hay ni una sola letra inocente, todas veneno. José Luis Lobo, enviado especial de Pedro Jota a la guerra del norte, escribe con piel de hiena. ‘La escuela borroka’, título del encargo que firma el depredador de la realidad, convierte el ejercicio profesional en carroña impresa. Aúlla: ‘Abundan en los libros de texto que s estudian en el País Vasco las alusiones, casi siempre complacientes, al terrorismo y al nacionalismo”. Y remueve la sangre al copiar como ejemplo un texto para la asignatura de Filosofía de 1º de Bachillerato que no dice más que esto: “El médico vasco Etxeberry se dio cuenta de que muchos vascos no tenían la proteína conocida como RH en la sangre (de ahí RH negativo) si se comparaba con los habitantes de otros pueblos”. ¡Racismo! ¡Separatismo! Lobo mete el hocio, hurga, abre heridas… pero no logra ocultar quien dirige sus incisivos: “El informe que hojea Iñaki Oyarabal, elaborado por el ministerio de Educación…”. Oyarzabal, parlamentario del PP, Enriqueta Benito (UA) e Isabel Celáa (PSOE) son los únicos políticos que tienen voz en el ¿reportaje? “Se inculcan a las nuevas generaciones la idea de que el derecho de autodeterminación ya lo tienen conquistado”, dice Oyarzabal y se saca a sumario sin autor. “El sistema educativo es responsable de la situación de violencia”, afirma Benito. Ocupan un tercio del texto. Ni una letra de los responsables de educación. Sólo seis profesores cuidadosamente elegidos, mezclados y unificados identificados por su nombre de pila. Koldo, que se define euskaldun, vasquista y rotundamente contrario a la violencia de ETA. Josu, quien recuerda que en su infancia sólo se hablaba euskera “cuando reñían a la criada. (…) Hoy,e n cambio, está muy extendido”. O Isabel, a quien Lobo califica como una de las que se tuvo que ir… “vivió y trabajó durante 15 años en San Sebastián y hoy da clase de euskera en un instituto de Navarra”. Para la geografía de Javier “profesor de magisterio en Vitoria”, sí se ha ido: “El libro Conocimiento del Medio ofrece una visión absolutamente imaginaria y mítica de la Geografía, con profusión de mapas de un ente jurídico inexistente: Euskal Herria” ¡Acabáramos! El delito educativo es colocar mapas con los siete herrialdes. El avance del modelo D, el retroceso del A, son las causas de la violencia. Eso es la escuela borroka que muerde, muerde, muerde… el diario de Pedro Jota. Koldo apunta que ‘esta harto de medir siempre las palabras para no molestar a ésos’. Y Lobo destroza la frase hasta convertirla en un amasijo: “Esos a los que se refiere Koldo podrían ser los de Ikasle Abertzaleak, los del movimiento Euskalherrian Euskaraz o los de la plataforma Sortzen Ikasbatuaz’. Sólo el último profesor, Jullián, cree que si un chaval de 16 o 17 años acaba en la kale borroka habrá que buscar las causas en su entorno más inmeidato, que suele ser la familia y la cuadrilla’. El canido había iniciado su libelo sobre la educación en Euskadi hablando de una concentración  – “Paz para ser libres” – en un colegio de la margen izquierda el día 15. El 16 decenas de miles de personas defendían en Bilbao “Geure Eskola”. Ni lo cita. En José Luis Lobo es lógico. Antes de ser ‘enviado especial’ a la ‘escuela borroka’ era el especialista de EL MUNDO en temas de Defensa. Idóneo para acusar de roja a caperucita.

José Uriarte

by BeHappy Co.