Search
En el momento de vender su participación total en el medio era de un 17% de las acciones

La UCD vende sus acciones en DIARIO16 y sus miembros abandonan el Consejo de Administración del diario

HECHOS

El 11.03.1982 el periódico DIARIO16 anunció que D. Javier Rupérez, D. Miguel Domenech, D. Federico Ysart y D. Víctor Carrascal abandonaban el Consejo de Administración del diario.

D. Federico Ysart (dirigente de UCD y miembro del Consejo del Grupo16) habla con J. F. Lamata sobre la vinculación de UCD con aquel periódico:

  • /
Update Required
To play the media you will need to either update your browser to a recent version or update your Flash plugin.

11 Marzo 1982

Accionistas que nos dejan

Editorial (Director: Pedro J. Ramírez)

¿Qué etiqueta nos colocará ahora esa prensa malvada que siempre miente a sabeindas, al servicio de quienes buscan hacer de España campo de concentración, patíbulo y sala de tormentos?

De un tiempo a esta parte, el diario EL ALCÁZAR – con la coherente colaboración de Ricardo de la CIerva – nos ha venido atribuyendo, con esa machacona insistencia que sólo se utiliza para las grandes falsedades, el carácter de ‘periódico gubernametnal’ basándose para ello en la presencia en nuestro consejo de administración de algunos militantes de UCD y sin reparar en que también los hay del PSOE.

La dimisión de los señores Domenech, Ysart, Carrascal y Rupérez, y su paralelo anuncio de una próxima venta de sus acciones, viene a poner ahora en evidencia lo estrambótico de tal acusación. En primer lugar ha quedado demostrado que su participación en la sociedad apenas si alcanzaba el 20 por ciento del capital, cuota desde luego insuficiente para orientar la línea de una publicación. En segundo lugar parecería estúpido que si un partido influía sobre un periódico, renunciara a seguir haciéndolo precisamente cuando la recta electoral asoma ya tras la curva futbolística del verano.

DIARIO16 despide con afecto a quienes tuvieron el coraje de participar en nuestra aventura periodística en un momento mucho menos boyante que el actual. Ni su presencia condicionó un ápice nuestra actitud informativa e ideológica, ni tampoco va a hacerlo ésta su marcha. Nuestro único norte continuará siendo, pues, la defensa de las libertades y la dignidad de todos.

11 Marzo 1981

España

Julio Merino

Yo digo lo que el general Armada dijo ayer en el juicio del 23-F: que en este mundo traidor nada es verdad ni es mentira, que todo depende del color del cristal con que se mira. Pues, eso. Eso es lo que el pueblo español está pensando de este ‘proceso del siglo’. La impresión general de los que no hemos podido estar ‘allí’ (por decisión democrática del gobierno que a sí mismo se llama ‘demócrata de toda la vida’) es que esto va a terminar como el rosario de la aurora… es decir, que como el letrado López Montero siga en el uso de la palabra las responsabilidades llegan hasta el duque de Anjoy y que aquella noche media España era golpista y la otra media ‘tejerista’. En cualquier caos y ocurra lo que ocurra, lo que más me preocupa es que la calle se sienta desilusionada por el comportamiento de algunos militares. Malo es que se pierda la admiración por una de las columnas vertebrales de la Patria.

Claro, que si se mira al tendido del Gobierno las cosas aún son más graves. Porque eso ya no es desilusión, eso es casi pena. Mejor dicho, como una merienda de negros. En la que todos se pelean por el trocito de tarta que después de seis años de desgobierno han dejado. Lo normal, creo yo, es que toda la clase política hiciese acto de contrición y propósito de enmienda… y acudiese – otra vez – a las urnas para ver si el pueblo español comparte o no este desaguisado. Si es que todavía queda sentido común… en esta España ya contagiada por la droga del materialismo. Séneca decía que no hay nadie que posea la cordura antes que la insensatez.

¡Ag! …y que no se les pase a ustedes inadvertida la noticia de que la UCD se ha retirado de DIARIO16. Porque eso traerá cola. La cola que traen siempre los matrimonios extraños. Calvo Sotelo sabe que no se puede jugar con fuego setenta veces siete. Que los poderes fácticos van por otros derroteros. ¿No alcanzará el anticiclón?

Julio Merino

by BeHappy Co.