Search
Donarelli, que proviene de la Italia de Benito Mussollini, quiere también que su estudio produzca sus propias películas

Hugo Donarelli (Ugo) funda ‘Fono España’ para doblar al castellano las películas de Hollywood, la Fox, Paramount o Warner Bros

HECHOS

El 28.10.1934 la revista Cinegramas recogía la creación del estudio Fono España por parte de Hugo Donarelli.

Con la aparición del cine hablado surgió la dificultad para la proyección de las producciones cinematográficas: la del lenguaje. No podía esperarse que el público de los años 30 aprendiera varios idiomas para concurrir a ese espectáculo eminentemente popular. Para subsanar tal inconveniente se creó el doblaje.

Bajo un complejísimo sistema en óptico (directamente se grababa al fotográfico) se crearon en España empresas para dedicarse a esa nueva industria y al poco tiempo se consolidó en nuestro país la Fono España que aseguraba que podía realizar doblajes que pudieran confundirse – “tal era su perfección (sic)” – con producciones directas en español. El director de la compañía es el italiano D. Hugo Donarelli.

 El Sr. Donarelli protagonizó varios reportajes en publicaciones especializadas en cine.

LOS PRIMEROS DIRECTORES DE DOBLAJE EN CASTELLANO EN ESPAÑA:

Junto con D. Hugo Donarelli, los primeros directores de doblaje en España son Dña. Irene Guerrero de Luna, Dña. María Luisa Freisner, D. Francisco Moret de la Torre, Dña. Marta Fábregas, D. José María Ovies, D. Julio Alimán y D. Juan León Córdoba.

El Análisis

EL DOBLAJE NO LO CREÓ FRANCO, FUE MUSSOLINI

JF Lamata

En la profesión de los actores del doblaje donde, como en tantas profesiones artísticas el nivel de talento es equivalente al nivel de ‘divismo’ que hay en el sector, llevan muy mal que les digan que el doblaje fue un invento del franquismo, algo comprensible si muchos de los actores quieren presumir de progresistas o izquierdistas. Con la hemeroteca en la mano, aunque al doblaje le viniera muy bien el decreto de obligatoriedad del doblaje de 1941 de la dictadura, es innegable que el sector aterrizo en España de la mano de Hugo Donarelli y la Metro. Y antes de la Guerra Civil Donarelli ya había doblado unas 50 películas según recogen los medios de la época.

¿Y de dónde venía Donarelli? Pues de Fono Roma, que había empezado a doblar para Italia donde la dictadura de Benito Mussolini quería potenciar el idioma italiano de cara a toda la población, incluida la analfabeta, y a la vez permitir que sus ciudadanos pudieran disfrutar del cine anglosajón.

Así pues, ya tienen su consuelo los más ‘progres’ del sector del doblaje: no lo fundó el régimen de Franco, fue el régimen de Mussolini.

Federico García Jiménez & J. F. Lamata

 

by BeHappy Co.