25 octubre 2008

Guerra entre los programas 'Espejo Público' (ANTENA 3 TV) y 'Está Pasando' (TELECINCO)

Jesús Mariñas demuestra la patraña de Peñafiel que intentó convencer de que el Rey Juan Carlos vetó a toda la prensa

Hechos

  • El 12.10.2008 en EL MUNDO D. Jaime Peñafiel aseguró que en la última recepción real se había prohibido la presencia de periodistas, salvo TVE o EFE. El 13.10.2008 en el programa ‘Espejo Público’ (ANTENA 3) D. Jesús Mariñas desmintió la información mostrando su propia invitación.

Lecturas

D. Jaime Peñafiel aseguró en su artículo de EL MUNDO del 12-10-2008 que el Rey Juan Carlos I en su última recepción había prohibido el acceso ha toda la prensa salvo a EFE y TVE. El día 13-10-2008 D. Jesús Mariñas, periodista de ANTENA 3 TV, mostró públicamente su invitación acreditando que él sí había estado y con él otros 100 periodistas. Simplemente que el Sr. Peñafiel no estuvo entre ellos.

PIEZA DE ‘ESTÁ PASANDO’ (TELECINCO) CONTRA JESÚS MARIÑAS Y EL DIARIO LA RAZÓN:

12 Octubre 2008

QUIERO ENTENDER AL REY...

Jaime Peñafiel

Leer

…pero me cuesta hacerlo. No me ha gustado que, para evitar problemas personales, familiares o políticos, haya decidido matar al mensajero. Es lo más cómodo. Pienso que existen otros procedimientos para tener la fiesta en paz. Su fiesta, que es la de todos porque se trata de la Fiesta Nacional. Que la Casa Real haya decidido prohibir el acceso de la prensa a la recepción, que se celebra hoy en Palacio, me parece una borbonada. Y que sólo se autorice a la agencia Efe y a la televisión pública, un atropello a la libertad de expresión que tanto defendió Su Majestad días pasados. Dicho todo esto, quiero ser objetivo para explicar a los lectores el porqué de esta polémica decisión real que podría haberse solucionado no impidiendo a la prensa estar hoy presente en Palacio, sino exigiendo a su Familia pero, sobre todo al Príncipe y a la consorte, y, asimismo, a los políticos, desde el Presidente al último diputado, que se abstuvieran de organizar sus «particulares fiestas» aprovechando la fiesta del Rey.

Qué feo ha resultado siempre ver a Felipe y a Letizia, por un lado, rodeados de periodistas, hablando de los encantos de su hija Leonor, y al Presidente del Gobierno, por otro, ofreciendo ruedas de prensa en las recepciones reales ante las propias narices de Su Majestad. No deja de ser una imperdonable descortesía.

Jaime Peñafiel