Search
Por decisión de Pedro J. Ramírez

Cambios en EL MUNDO: Juan Carlos Laviana deja de ser ‘director adjunto’ para ser ‘adjunto al director’ y responsable cultural

HECHOS

El 15.07.1994 el diario EL MUNDO anunció cambios.

LA NOTA OFICIAL DE EL MUNDO

LA dirección de EL MUNDO ha aprobado tres nuevos nombramientos en la Redacción: Juan Carlos Laviana pasa a ser adjunto al director del área de Cultura; Carlos Miralles, jefe de sección de Fotografía, y Antonio Campos, jefe de sección de Sociedad. Juan Carlos Laviana (Asturias, 1958), hasta ahora director adjunto de Información, ha pasado a ocuparse del área de Cultura de EL MUNDO en calidad de adjunto al director. Laviana, miembro del equipo fundador del periódico en 1989, se encargará de la propia sección de Cultura, las páginas de Televisión y Toros, así como los suplementos Metrópoli, La Esfera y Cinelandia. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad de Navarra, comenzó su carrera profesional en el Diario de Barcelona. En 1980 se incorporó a la redacción de Diario 16, donde, entre otras funciones, desempeñó las de redactor jefe de las secciones de Cultura y Madrid.

Carlos Miralles, madrileño de Chamberí, de 39 años, realizó estudios de Ciencias Empresariales y Arquitectura. Tras montar un estudio de fotografía en Cantalejo (Segovia), en el que trabajó durante dos años, pasó a realizar tareas fotográficas para Diario 16, medio en el que permaneció durante seis años. Perteneciente a EL MUNDO desde su fundación, ha desarrollado desde entonces su trabajo en la sección de Fotografía, de la que ahora pasa a ser responsable. A lo largo de su trayectoria profesional ha recibido varios premios. Antonio Campos, madrileño, nació en 1965. Licenciado en Filosofía y Letras por la Univeridad Autónoma de Madrid, cursó posteriormente el master de Periodismo de El País, en su tercera promoción. Su carrera profesional comenzó en EL MUNDO, en febrero de 1990, en la sección de Internacional. Desde 1991 ha trabajado como redactor en la sección de Sociedad.

by BeHappy Co.