Search
Cambra - apoyado por el nacionalismo catalán de CiU y su asesor Juan José Folchi - fue invitado a ocupar la vicepresidencia por Núñez

Elecciones Fútbol Club Barcelona 1989: Josep Lluis Núñez reelegido presidente con amplia ventaja sobre su rival, Sixte Cambra

HECHOS

Las elecciones para la presidencia del Fútbol Club Barcelona del 1.04.1989 dieron la victoria a D. Josep Lluis Núñez.

CANDIDATOS A LA PRESIDENCIA DEL BARÇA EN 1989

  • nuñez002 D. Josep Lluis Núñez – 25.441 votos (58%)
  • sixtecambra D. Sixte Cambra – 17.609 votos (40%)
  • barcafuste D. Josep María Fusté – Retiró su candidatura para apoyar a la de Sixte Cambra
  • JoseLluisRovira D. Josep Lluis Rovira – Su candidatura fue retirada por no lograr suficientes avales
01 Abril 1989

...y Koeman vino a buscar piso

Emilio Pérez de Rozas

Qué cosas tiene la vida. Resulta que el holandés Ronald Koeman, el segundo fichaje más caro de la historia del fútbol mundial -el primero también lo realizó Josep Lluís Núñez al traer a Diego Armando Maradona-, no pudo encontrar piso en Barcelona en los 66 días que siguieron a su rutilante contratación, el pasado 22 de enero, y ha tenido que venir ahora, 100 días antes de su incorporación definitiva y 48 horas antes de que su presidente se enfrente en las urnas a Sixte Cambra. Llegó el miércoles, vio el BarcelonaAtlético y se volvió a Holanda. Dicen que vino a buscar piso. Mentira. ¡Cómo va a buscar piso sin su chica! Nadie contrata un piso sin que lo vea su mujer. Nadie. Por más Koeman que sea. Vino para apoyar a Núñez. Que lo digan.

Mañana se acaban todas estas historias y alguna más. Se acaban unas elecciones que, como bien dijo el humorista óscar Nebreda, no hacen trempar, no tienen morbo. Núñez y su asesor personal, que no contratado, Juan José Folchi, han sabido jugar sus cartas. Han sabid.o utilizar el poder y conservas las maneras. Cambra y su asesor contratado, y bien contratado, Josep Maria Gené -¿quién contrató a quién?- mantendrán mañana el corazón en un puño, conscientes de que no hay nada más difícil que derrotar al poder.

Cambra y su gente parecen haberse dado cuenta tarde de que la personalidad de Núñez no se identifica con el perfil medio del catalán. Nadie hubiese dicho en 1978 que Núñez podía ser presidente del Barcelona durante 10 años.

Cambra, Gené, han jugado la baza de los números, la imagen y los estatutos. Los números sion un lío. La imagen son los goles. Y los estatutos… los estatutos no hacen que el socio vote, No dan ni un voto. Más que -preocuparse por los beneficios o el déficit, podían haberse preguntado cómo se ha gastado ese dinero, cómo se ha despilfarrado en fichajes inútiles, en un montón de entrenadores, en…

¿Y la cantera? El Barça AtIètic está con cuatro negativos; el Barcelona aficionado, con tres, y los juveniles están lejos de la cabeza. Ahí hubiese podido decir algo, por ejemplo, Josep Maria Fusté. Pero a Fusté los aniigos de Cambra le cortaron el suministro, y ahí ha estado modosito y callado.

En el otro lado no tenían necesidad de morbo. Y como son más atrevidos, se han liado la manta a la cabeza y han llegado, incluso, a proclamar que jamás fueron socios del Español. Aunque allí hubo durante ocho años un socio que se llamaba Josep Lluís Navarro Clemente, cuya mujer era la mujer de Núñez y sus hijos, los hijos de Núñez. Pero no era él, era otro.

El presidente, el ex presidente, no ha hecho campaña electoral, pero sí una sensacional precampaña. A costa del socio. Y desde el Camp Nou. Más cómodo, imposible. Más eficaz, improbable. Por hacer, hasta renovó a Johan Cruyff, Aíto García Reneses y Valero Ribera, para lograr el silencio de todos los vestuarios profesionales. Y eso, habiendo pasado lo que sucedió en mayo, tiene un precio.

Núñez hizo campaña dentro del club y así logró lo que deno mina «las 27.000 asignaturas», es decir, 27.000 firmas. Y, a partir de ahí, empezada la verdadera campaña, se limitó a conservar las distancias, a dejarse llevar por Folchi, cons ciente de que el trío que había dejado sentado en su despacho del Camp Noti -Nicolau Casaus, Joan Gaspart y Antán Pa rera- no iba a cometer errores.

Cambra ha tenido que enfrentarse a todo eso. Y a que, siendo valedor del cambio, ha sido apoyado únicamente por el establishment; los amplios sectores de opinion social se han inhibido, no digamos ya los intelectuales y los sectores más progresistas. El atrevimiento de Cambra ha obligado a Núñez a acudir a las urnas. Ya es mucho. Pero difícilmente va a ser más.

01 Abril 1989

Al menos, un club

EL PAÍS (Director: Joaquín Estefanía)

LAS ELECCIONES para cubrir la presidencia del Fútbol Club Barcelona se celebran hoy, tras una larga etapa de 10 años sin confrontación de candidaturas distintas. La convocatoria en sí ya supone una cierta normalización: el Barça vuelve a ser, al menos, un club en el que las posiciones distintas afloran y se plasman en candidaturas y programas contrapuestos.Esta normalidad, por más que fuera lógica, no ha sido evidente en los últimos años. Durante la larga etapa de la dictadura, algunas entidades, entre las que se encontraba el Barça, mantuvieron la llama del pluralismo y la tolerancia, ejerciendo tareas de suplencia en ámbitos de la vida colectiva que no les eran propios. Por eso halló fortuna el lema de que el Barça «es más que un club», porque se identificaba también con los valores y preocupaciones de la sociedad de su entorno. Pero a fuerza de repetir el viejo lema, y bajo el mandato más tecnocrático y aséptico inaugurado por el constructor Josep Lluís Núñez hace 10 años, esta idea ha ido perdiendo buena parte de su vigencia, e incluso de su razón de ser.

Por eso es de celebrar que la aleja entidad despierte de su letargo social y celebre elecciones, un activo que debe apuntarse en el haber deljoven aspirante opositor, Sixte Cambra. Aunque no todo el monte es orégano, y tan preocupante como el autoritarismo desplegado por el nuñismo resulta -en esta época de necesaria despofitización del deporte- la estrecha dependencia que su oposición mantiene respecto del partido en el Gobierno de la Generalitat. La normalización de este club debería pasar hoy por una masiva afluencia de sus socios a las urnas. Y el límite de la misma está fijado en la escasa pasión que levantan las alternativas entre las que deberán elegir.

by BeHappy Co.