Search
El presentador denuncia sentirse 'traicionado' y se disparan los rumores de supuestas maniobras inmobiliarias de Carmen Sevilla para quitarle el puesto

TVE aparta a José Manuel Parada como presentador de ‘Cine de Barrio’ y lo sustituye por Carmen Sevilla

HECHOS

El 3.01.2004 el programa ‘Cine de Barrio’ de TVE reemplazó a su presentador D. José Manuel Parada por Dña. Carmen Sevilla.

El 3.01.2004 el programa ‘Cine de Barrio’ de TVE reemplazó a su presentador D. José Manuel Parada por Dña. Carmen Sevilla.

«Parada se va habiendo conseguido devolver la dignidad a una cinematografía española muchas veces denostada y, sobre todo, habiendo rendido merecido homenaje a varias generaciones de actores. En su adiós programó el musical ‘El balcón de la luna’ de Luis Saslavsky» (LA RAZÓN, 5.01.2004).

LA TEORÍA DE LA TRAMA INMOBILIARIA.

D. Jesús Mariñas puso en circulación a través del periódico LA RAZÓN una teoría según la cuál Dña. Carmen Sevilla había logrado el cargo a través de una operación inmobiliaria según la cuál vendía unos terrenos de una finca de su propiedad en Extremadura a directivos de TVE y estos a cambio la nombraban presentadora de ‘Cine de Barrio’ en sustitución del Sr. Parada.

28 Diciembre 2003

Parada se resiste

Ferrán Monegal

No va a ser fácil que Parada deje de merendar a costa de los fondos reservados. Ayer tarde, en teoría, había de ser su último Cine de barrio (TVE-1). Pe ro dijo, envuelto en polvorones: «Estamos preparando cambios. La próxima semana estaré aquí con Carmen Sevilla». Tremendo: en lugar de uno, merendarán dos.

14 Enero 2004

Carmen Sevilla por fin ha vendido su finca extremeña

Jesús Mariñas

Llevaba tiempo queriendo quitársela de encima. Era una pesada carga y Carmen apenas la visitaba. Allí se encontraba demasiado sola y los suyos no siempre podían acompañarla. Su hijo Augusto navega en otros mares que los del campo extremeño. Y la pesadumbre aumentaba con el palpable recuerdo de Vicente Patuel, cuyas cenizas fueron esparcidas con amor y dolor por una estrella que logró espléndida una audiencia del 37% al debutar como insólita presentadora de ‘Cine de Barrio’. Parada ya sólo es un recuerdo. Aunque parece que insuperable, a la vista del primer programa con Sebastián Junyent – el que la dirigió en el cuponsito – y un ayudante de dirección, guionista aparte. Lo de Parada era por cuadruplicado aunque la audiencia permanezca fiel, al menos de entrada. O por verlas venir, les costará mantener este impacto inicial con un programa sin ninguno de los elementos rancios que lo convirtieron en hit. Ahí la nostalgia no era error, más bien horror. Tras ofertas y tentativas, Carmen dice adiós a su finca de 4.300 ovejitas, tal es el censo registrado en las cuentas de la Comunidad Europea que, según ella, ‘les daba un pastón’. N ola deja por dinero. Lo hace, el venderla, abrumada y pesarosa, sin ganas de seguir luchando, ahora que tal operación parece haberle facilitado el acceso a TVE. O tal comentan los bien enterados:

«Investiga quién está detrás de la compraventa y su relación con el Ente», me sugieren transformándome en un Sherlock Holmes acaso en pos de posibles anomalías que no aparentan. Pedro Trapote llegó a ofrecerle en tiempos mil millones de antiguas pesetas, pero la Sevilla siempre se resistió pegada a la melancolía de tiempos mejores con su segundo marido. Patuel allí expiró sus cenizas, fueron esparcidas sobre los campos del cereal que tanto amó hasta transformar aquello en finca modelo. En febrero me cuentan que registran la operación, porque viene mejor cara a la fiscalidad.

Asombrado me quedo ante el desprendimiento de Carmen, toda una vida ligada a aquello que tanto amó. A sus 73 añitos, el pellizco de casi novecientos millones de antiguas pelas le permitirá ver el futuro sin sombras económicas. La finca acabó funcionando, tras años arruinando a Patuel y a una Carmen que invirtió en ella todas las ganancias del ‘cuponsito’.

El Análisis

ENEMIGOS INTERNOS

JF Lamata

«Los adversarios en el balcón de enfrente, los enemigos dentro’. Esa frase del Parlamento Británico es válida también para TVE y las demás cadenas de televisión. Si a Pepe Navarro le sacaron unas declaraciones gritando a sus trabajadores en ‘La Sonrisa del Pelícano’, a D. José Manuel Parada le captaron unos comentarios que no concordaban con la imagen que él mostraba en ‘Cine de Barrio’.

J. F. Lamata

by BeHappy Co.