Search
Derrota humillante del primer ministro Mazowiecki

Elecciones Polonia 1990 – Lech Walesa es elegido primer presidente democrático del país tras la dictadura comunista

HECHOS

Lech Walesa ganó las elecciones presidenciales de diciembre de 1990.

TYMINSKI, EL ‘DESCONOCIDO’ QUE HUNDIÓ A MAZOWIECKI

El que fuera primer ministro Tadeus Mazowiecki y símbolo de la lucha contra la dictadura comunista al igual que Walesa, era el que aparecía en las encuestas como su principal rival. Por sorpresa Mazowiecki no llegó ni siquiera a la segunda vuelta al quedar por detrás del empresario Tyminski que a pesar de ser escasamente conocido legró convencer con su defensa del liberalismo económico.

Primera vuelta:

Walesa_lech1990 Lech Walesa – 39,3%

Tyminski Stanislaw Tyminski – 23,2%

Mazowiecki Tadeus Mazowiecki – 19,9%

Segunda vuelta:

Walesa_lech1990 Lech Walesa – 74,7%

Tyminski Stanislaw Tyminski – 25,3%

FIN DEFINITIVO AL COMUNISMO EN POLONIA

Jaruzelski Con estas elecciones el General Jaruzelski deja de ser Jefe del Estado de Polonia y con ello se pone fin definitivamente a cualquier vestigio del comunismo en ese país. Su retirada política abre la posibilidad a que se investigue su posible responsabilidad en crímenes: como la matanza de obreros de Gdansk de 1970.

09 - Diciembre - 1990

Demagogos y populistas

Hermann Tertsch / Piotr Adamski

Polonia fue pionera en la liquidación del régimen comunista. Ahora, con la aparición y el éxito de Stanislaw Tyminski en la naciente democracia es también el primer país del Este que revela los gravísimos peligros que acechan a estas transiciones, mucho más difíciles de lo nunca imaginado. Sociedades formadas en el autoritarismo y el oscurantismo comunista se hunden en situaciones económicas dramáticas con niveles de vida en continua baja acelerada por las necesarias reformas económicas. La población reconoce como falsa su Ilusión de que la democracia política trae consigo el bienestar occidental y da la espalda a las élites políticas que dirigieron la lucha contra la dictadura. Demagogos y populistas tienen en el Este un terreno abonado. Tyminski es la señal de alarma de un fenómeno que puede expandirse en la región.Un empresario desconocido, exonerado del servicio militar por problemas psíquicos, que emigró en 1969 con un visado avalado por el contraespionaje militar y que viajó siete veces a Polonia en la pasada década -siempre a través de Libia-, consiguió 140.000 firmas para ser candidato y 3,8 millones de votos el día 25.

Llama a los polacos a la “guerra comercial” contra Occidente y pide construir misiles nucleares. Su libroPerros sagrados es como El libro gordo de Petete con soluciones fáciles para todo y planteamientos parafascistas.

by BeHappy Co.