Search

El juez Garzón encarcela al capitán de fragata Adolfo Scilingo después de confesar haber cometido crímenes durante la dictadura

HECHOS

Fue noticia el 12 de octubre de 1997.

12 Octubre 1997

El gesto de Garzón

EL PAÍS (Director: Jesús Ceberio)

EL JUEz Baltasar Garzón ha decidido encarcelar al ex capitán de corbeta argentino Adolfo Scilingo, una figura a medio camino entre un arrepentido y un refugiado en busca de mayor seguridad personal frente a sus en compinches. El juez ha dictado además una orden de busca. y captura contra el ex comandante en jefe de la Armada argentina Emilió Massera y otros ex jefes militares más por participar en un «plan criminal de eliminación sistemática de personas en la causa que instruye por la desaparición de 600.españoles en Argentina durante la dictadura militar entre 1976 y 1983. La decisión ha suscitado reacciones encontradas, pero en primera instancia debe ser considerado como un gesto valiente, al margen de su eficacia.A favor de Garzón hay que contabilizar el deseo de muchos grupos sociales argentinos de ajustar realmente las cuentas a un periodo siniestro. de la historia argentina, cuyas tremendas heridas parecen mal cerradas por la ley de puptofinal. Muchos de los familiares afectados por los terribles crímenes de la dictadura áráelítilí,iá:,-han saludado con entusiasmo la iniciativa del juez- español al reabrir aunque sea desde la perspectiva parcial de los 600 españoles desapareci

dos, una causa general contra el genocidio cometido durante aquella siniestra época.En, la decisión de Garzón también hay sombras. Algunas, de carácter jurídico. Por ejemplo, está en cuestión la jurisdicción para pedir las detenciones de los ex jefes de la Armada o para tratar, casos de genocidio. Otras son de carácter pragmático e insisten en que el procedimiento judicial chocará frontalmente con la imposibilidad para juzgar a los militares ya exonerados políticamente. Otros critican la táctica de encarcelar a Scilingo y desincentivar a otros denunciadores. El encarcelamiento de Scilingo es tan sólo un gesto, aunque importante, y un recordatorio para quienes colaboraron en los terribles crímenes de la dictadura argentina de que su genocidio no se ha olvidado.

by BeHappy Co.