Search

El periódico MUNDO DEPORTIVO de Santi Nolla denuncia ‘veto’ del Real Madrid por no permitirles asistir a los entrenamientos

HECHOS

En su número del 16.03.2002 el diario MUNDO DEPORTIVO aseguró que había sido víctima de un cese.

16 Marzo 2002

Un nuevo intento de caza de brujas

MUNDO DEPORTIVO (Director: Santi Nolla)

El Real Madrid, de forma institucional, vetó ayer la entrada a un periodista de MUNDO DEPORTIVO en el entrenamiento. Si en un primer momento todo parecía una cacicada más del ineficaz jefe de prensa del club blanco, posteriormente, Jorge Valdano oficializó esa decisión. La razón del veto a MD es que no gusta en la Casa Blanca la línea editorial de nuestro diario, la información cotidiana hacia el Real Madrid.

Florentino Pérez debería aprender de sus antecesores Ramón Mendoza y Lorenzo Sanz en lo que se refiere a la libertad de prensa y a aceptar las críticas. Primero fue Roberto Gómez quien desapareció de las pantallas de TVE porque no era suficientemente servil en sus informaciones. Ahora le ha tocado el turno a MD. Parece que se ha iniciado una caza de brujas.

Nuestro diario está a punto de ser también centenario y tiene la sana costumbre de informar con veracidad desde nuestra creación en 1906. Cuando debemos criticar, lo hacemos. Da igual que sea el Madrid o el Barça. Pueden acudir a la hemeroteca.

02 Abril 2002

¿Forofos antes que periodistas?

Víctor de la Serna Arenillas

Una de las peculiaridades de la prensa española es la deriva cada día más partidista, hasta olvidar las más básicas normas de objetividad, de los grandes periódicos deportivos. No es un fenómeno gratuito, naturalmente… en ninguno de los sentidos de la palabra. Ser fanático de uno de nuestros grandes clubes de fútbol es muy rentable.

Cuando el MUNDO DEPORTIVO era el diario deportivo más ecuánime y hasta menos futbolero de España, era también el último en difusión de los cuatro nacionales. Luego dio un golpe de timón coincidente con la llegada a la dirección de un periodista joven y rabiosamente culé, Santi Nolla, y el resultado fue que junto a la mejoría en su esquema de ediciones regionales su circulación subió como la espuma, y es de suponer que sus beneficios también. Bien por el Grupo Godó.

Pero aquí volvemos a la eterna historia: ¿El periodismo es puro negocio, o tiene aún alguna responsabilidad social? Y en periodismo deportivo hay otras preguntas: ciertas proclamas, repetidas a diario con escándalo, ¿no acaban incidiendo en el problema de la violencia en los estadios y a su alrededor?

No nos engañemos: una gran parte de los periodistas que escriben de deportes tiene sus colores favoritos; desde luego, este cronista los tiene y jamás los ha disimulado. Pero se pueden lucir sin perder el sentido de lo que de verdad es noticia, como hace un Alfredo Relaño en el As, o se pueden utilizar como arma arrojadiza, como manifestación de exacerbado forofismo. Sobre todo en artículos de opinión.

En el MUNDO DEPORTIVO, que a diario nos sorprende con sus hallazgos, leíamos el domingo: «El Real Madrid salió airoso de su visita al estadio Sánchez Pizjuán gracias al golpe de mano que le dio Pino Zamorano, un nefasto árbitro madrileño adscrito al Colegio castellano-manchego. El trencilla, nacido en Carabanchel, tuvo una actuación desastrosa al conceder un polémico gol que se tradujo en tres puntos para el equipo merengue, ayer tan gris como especulador».Y el propio Nolla se lamentaba del «Madrid, que en los momentos decisivos siempre tiene un árbitro, como dice la canción, a su lado».

El hecho de que el famoso gol resultase finalmente legal no provocó más tarde ni reacciones ni rectificaciones. Un público lector previsiblemente culé había sido satisfecho. ¡Que la realidad no nos estropee una buena historia!

En Madrid la prensa deportiva, antaño más ecuánime, se ha ido crispando también. Pero siguen siendo unos aprendices. Cuando el Barcelona se clasificó para cuartos de la Liga de Campeones con un gol en fuera de juego de Luis Enrique en Estambul, apenas si se mencionó de pasada. Tendrían que pedir consejos al MUNDO DEPORTIVO: les habrían dado ideas de titulares vitriólicos y montajes fotográficos a todo color para demostrar la enormidad del favor hecho a los de siempre… Y la credibilidad, ¿qué?

by BeHappy Co.