Search
La artista esperó una semana antes de conceder una entrevista a ¡HOLA! negando lo contado por el YA

Rosa Villacastín publica en la portada del YA el bulo de que la ex Miss Universo Amparo Muñoz está a punto de morir por SIDA

HECHOS

  • El 14.01.1990 el diario YA informó que ‘El SIDA había puesto a Amparo Muñoz al borde de la muerte’, y volvía a reiterar la información el 16.01.1990, ambas notas firmadas por Dña. Rosa Villacastín y D. Carlos Aguilera.

El periódico Ya publica una información el día 14 de enero de 1990 que asegura que la Miss Universo Dña. Amparo Muñoz Quesada padece SIDA en una información de D. Carlos Aguilera y D. Rosa Martín Villacastín, esposa del Director de Ya, D. Miguel Larrea Zabalegui. La información es repetida el 16 de enero de 1990 por Ya y reproducida también por otros medios como Tribuna de D. Julián Timoteo Lago San José y también en Panorama y Tiempo.

La información es desmentida por el ABC de D. Luis María Anson Oliart el día 17 considerando que D. Rosa Martín Villacastín “podía haber sido sorprendida en su buena fe” al difundir esa información falsa. La propia Amparo Muñoz Quesada, tras permanecer en silencio cuatro días, en entrevistas a ¡Hola! de D. Javier Alonso Osborne y Diez Minutos de Jesús Locampos [D. Jesús López Campos]. Posteriormente la Sra. Muñoz Quesada protestaría por la actitud de la Sra. Martín Villacastín en el programa ‘La Máquina de la Verdad’ de Telecinco y en una entrevista en El Mundo el 19 de agosto de 2001 en la que se referiría a la Sra. Martín Villacastín con insultos.

Amparo Muñoz vendió a ¡HOLA! la entrevista exclusiva en la que desmentía la noticia del YA.

Amparo_munoz_Hola_Abc

La portada de TRIBUNA acabó en pleito

tribuna_lago_Sida

 

La revista TRIBUNA publicó en portada el titular ‘El SIDA de Amparo Muñoz’ en aquel enero de 1990. Que causaría una demanda de la Miss Universo contra el director de la revista, D. Julián Lago. Lo extraño es que, aunque la portada fue publicada en 1990, la Sra. Muñoz no demandaría al Sr. Lago hasta 1994. Y, entre medias, en 1993 Dña. Amparo Muñoz aceptaría participar en un programa de televisión (‘La Máquina de la Verdad’ de TELECINCO) para negar que hubiera tenido SIDA y, precisamente ese programa, estuvo dirigido por D. Julián Lago.

14 Enero 1990

AMPARO MUÑOZ, MISS UNIVERSO, AL BORDE DE LA MUERTE

Rosa Villacastín

Amparo Muñoz Quesada, la malagueña que llegó a ser la mujer más bella del mundo y que sostuvo sobre su cabeza la corona de Miss Universo, está al borde de la muerte. Se encuentra internada en el Hospital Clínico de Madrid desde hace varias semanas a consecuencia de un incidente a partir del cual los médicos del citado Hospital le han detectado anticuerpos del SIDA. Amparo, destrozada y con un aspecto irreconocible, mantiene oculta su trágica situación, consciente de que está viviendo el último capítulo de su propia destrucción.

La dramática historia de Amparo Muñoz Quesada, es como la triste narración del ocaso de una estrella. La que fue Miss Universo, la mujer a la que muchos consideraron la más hermosa criatura sobre la Tierra, lucha ahora contra su destino en una cama del Hospital Clínica de Madrid, donde el mutismo respecto a su persona es absoluto. No obstante, YA ha podido saber que, en efecto, Amparo Muñoz se encuentra allí desde hace varias semanas, a pesar de que su ingreso en el citado centro sanitario no consta en las listas de pacientes de ese Hospital.

Los facultativos del Clínico, que no se sorprendieron por la presencia de Amparo Muñoz en el centro, debido a que ya fue ingresada en otra ocasión a causa de su lamentable deterioro físico provocado por las drogas, detectaron esta vez que en su organismo había anticuerpos del SIDA y que su estado de salud atraviesa una fase definitiva.

Sin embargo, todos estos hechos han pretendido ser ocultados por quienes han tenido relación con Miss Universo. Sólo un rumor hacía sospechar de la existencia de una trágica realidad. A pesar de ello. YA ha podido reconstruir los hechos y la historia más reciente de una mujer que, ahora, lucha por sobrevivir.

Un viaje que no existió

La última vez que, al parecer, fue vista Amparo Muñoz en un lugar público. Fue pocos días antes de la pasadas Navidades. Ella se encontraba en una conocida discoteca madrileña, donde mantenía un pequeño círculo de amistades entre las que se encontraba su actual compañero, V. R. G. Desde entonces muy pocos supieron de su paradero. En el domicilio que ocupa la actriz en Madrid, es las inmediaciones de Puerta Cerrada, en el casco antiguo de la ciudad, los vecinos echaron en falta a Ampro Muñoz hace dos meses, fecha desde la que ni siquiera pisó un solo día su casa y sólo algunos obreros frecuentaban la vivienda para hacer un reparaciones.

¿Dónde estaba Amparo Muñoz? Sus más íntimos parecían haberla perdido la pista, mientras que su compañero y A. M., un amigo entrañable de éste – relaciones públicas de una de las más famosas discotecas de Madrid – llegaron a afirmar que Amparo Muñoz, estaba perfectamente, que habían permanecido con ella y que todos se desplazaron a Sierra Nevada a esquiar.

Según pudo comprobar YA en el hotel Kenya, de Sierra Nevada, se registró la entrada el pasado día 30 de diciembre de V. R. G., que se alojó en la habitación 203 en compañía de una mujer, de la que no consta ningún dato. Ambos permanecíeron allí durante fin de año y primeros del presente mes de enero. Un empleado del citado hotel afirmó que, sin embargo, el día 4 la pareja desapareció y se dejaro

Sin embargo este dato no era correcto puesto que la actriz, por esa fecha, ya permanecería en las dependencias del Hospital Clínico de Madrid, donde se encuentran los enfermos de SIDA, según ha podido confirmar YA.

En asilamiento

¿Cuál era el misterio? Al parecer, lo más allegados a la actriz decidieron que el dramático estado en el que se encuentra Amparo Muñoz sea ocultado. En ese sentido, la actriz ingresó en el mencionado Hospital madrileño aquejada de su acentuado deterioro físico, según los partes de ingreso en el centro. En su cuerpo no se apreciaron ningún tipo de lesiones provocadas

Desde ese momento. Amparo Muñoz, permanece en la zona de aislamiento del Hospital Clínico, si bien su estancia en ese centro médico no consta en la lista de ingresos, posiblemente a petición de la propia paciente o por la decisión de los facultativos, al tratarse de una enferma de SIDA. A pesar de ello, en medios sanitarios y judiciales consultados por YA se ha hecho hincapié en el hecho de que la situación de Amparo Muñoz puede alertar a quienes han mantenido una estrecha relación con la actriz.

Según los hechos que ha podido reconstruir YA, la que fue Miss Universo llegó al hospital, donde fue atendida de urgencia. A partir de ese momento, se desencadenó todo el proceso que la mantiene ahora en una habitación del Hospital Clínico mientras que sus más allegados

Por otra parte, la familia del compañero de la actriz desconoce el paradero de V. R. G., desde hace un par de meses, tal y como manifestó a YA la madre del joven que, incluso, mostró un montón de correspondencia destinada a su hijo: “cuando está en Madrid vie en pensiones, los teléfonos que deja para que lo localicemos suelen ser falsos en algunos caso y él es el que llama de vez en cuando. Espero que venga a recoger su correspondencia, pero nada sabemos de su vida”.

Se tiró por el balcón.

Estos hechos son similares a los que protagonizó Amparo Muñoz el pasado mes de julio, en su domicilio de la calle San Justo en Madrid. En esta ocasión, según ha podido saber YA de fuentes próximas al caso, la actriz se arrojó desde uno de los balcones de su casa, situada en un primer piso, logrando salvar su vida gracias a que en ese momento un oficial de Policía se había situado debajo del balcón al oír los gritos desesperados de una mujer que estaba a punto de tirarse y que luego el agente identificado como Amparo Muñoz Quesada.

16 Enero 1990

La ex mis Universo Amparo Muñoz, en fase terminal a causa del SIDA

Rosa Villacastín

La ex Miss Universo Amparo Muñoz fue ingresada en el Hospital Clínico de Madrid en estado crítico a causa del SIDA, enfermedad que se halla en fase terminal, según volvieron a confirmar a YA fuentes próximas a la mencionada artista. La situación de Amparo Muñoz ha sido calificada por las mismas fuertes como irreversible a causa del síndrome de inmunodeficiencia adquirida, lo que obligó a su internamiento en el citado centro desde los primeros días del presente mes de enero.

No obstante, fuentes oficiales del Hospital Clínico insisten en negar que en este hospital se encuentre ninguna enferma ingresada con el nombre de Amparo Muñoz Quesada. Esa postura, al parecer se debe el hecho de la grave situación por la que atraviesa la actriz, única causa por la que se mantiene oculta su estancia en el Hospital Clínico, si bien ella figura con su hombre y apellidos en el historial médico correspondiente y no bajo nombre supuesto. El hermetismo que mantiene el hospital puede deberse a que así lo haya solicitado la propia Amparo Muñoz.

Fuentes próximas a la actriz volvieron a confirmar ayer a YA que, en efecto Amparo Muñoz fue ingresada en ese centro médico y que allí, mediante las pruebas correspondientes, le fue detectado el SIDA en fase terminal. Asimismo, este periódico ha podido saber que el ingreso de la ex Miss Universo no se produjo a consecuencia de ninguna lesión causada por una paliza, sino por el deterioro físico producido por el virus del SIDA.

Por otra parte los facultativos consultados por YA en relación con los efectos que tienen el mencionado virus en aquellos enfermos que se encuentran en fase terminal, han asegurado que la principal característica de estas situaciones es la absoluta falta de defensas en el organismo del paciente, con una alarmante disminución de las plaquetas, principalmente en aquellas personas adictas a las drogas y concretamente a la heroína.

Esta circunstancia es detectada a través de los diferentes análisis de sangre que se hacen al enfermo, específicos para la detección del SIDA. Precisamente, según las fuentes consultadas por YA, a Amparo Muñoz le han sido realizados varios análisis por el departamento de Hematología del Hospital Clínico de Madrid.

La estancia de Amparo Muñoz es sobradamente conocida, e incluso a una empleada del hospital le fue encomendada la pasada semana la misión de preparar una de las camas de la cuarta planta, destinada a los enfermos de SIDA, para trasladar allí a la actriz Amparo Muñoz Quesada.

De la misma manera la situación de Amparo Muñoz ha sido ampliamente comentada en la cafetería a la que acuden los médicos del centro, durante los días previos al día de Reyes, el pasado sábado 6. A pesar de todas estas circunstancias, relatadas el domingo por YA, los amigos más próximos a la actriz insistían ayer, a través de multitudes de llamadas telefónicas a diversos medios de comunicación – ninguna de ellas al diario YA como hubiera sido lo lógico – que Amparo Muñoz se encontraba en Málaga, alojada en el Hotel Palace, junto a su actual compañero, V R G, y que al parecer pensaba convocar una rueda de prensa mañana, una vez que hubieran vendido la exclusiva a una revista del corazón. Después de varias llamadas al hotel preguntado por V R G, YA entró en contacto con el director del Palace, señor Rodríguez, quien reconoció a este periódico no poder facilitar ningún dato sobre la estancia de esta persona en el céntrico hotel malagueño por ‘ordenes internas’. Ante nuestra insistencia dijo que V R G había abandonado el hotel ayer mismo por la mañana. Sorprende que en ninguna de las conversaciones con personas que dicen ser íntimas amigas de la actriz éstas desmintieran personalmente la información publicada por YA, y sorprende más aún que alguna agencia dedicada a la ‘prensa del corazón’ insistiera por teléfono para que fuera desmentida la noticia facilitada por este periódico. Un galimatías tan misterioso como una película del agente 007.

Rosa Villacastín y Carlos Aguilera

17 Enero 1990

Amparo Muñoz ni está en el Clínico, ni se encuentra en estado terminal, ni tiene Sida

ABC (Director: Luis María Anson)

Los periodistas Rosa Villacastín y Carlos Aguilera, del diario YA, han sido sorprendidos, sin duda, en su buena fe y han difundido una información en gran parte falsa y que puede dañar gravemente a Amparo Muñoz. ABC se hizo eco brevemente de lo publicado en YA, citando la fuente, y es cierto que la actriz ha estado enferma y lesionada como consecuencia de que dos individuos la maltrataron en su domicilio el pasado verano. Pero ni Amparo Muñoz está ingresada en el Hospital Clínico, ni se está muriendo, ni tiene SIDA. Todo eso aseguraba ayer por segunda vez YA y todo eso es falso. Un redactor de ABC mantuvo una conversación personal con Amparo Muñoz ayer en Málaga, donde se encuentra con su compañero actual, Víctor Rubio. Redactores de la agencia Freelance entrevistaron a la actriz y el semanario ¡HOLA!, la más prestigiosa y seria de las revistas de su especialidad, publicará el próximo jueves el reportaje. Amparo Muñoz se propone someterse en Madrid a los análisis clínicos correspondientes avalados por una institución oficial y, tras ellos, los abogados de la actriz procederán contra quienes difundieron la especie del SIDA.

15 Enero 1990

La bella que nunca estío

Francisco Umbral

Es una belleza sin identidad, que a las Miss Mundo las prefieren así, impersonales, para que gusten a todos. Y esta falta de identidad, de carácter, que le restaba secreto a su limpia hermosura, uno cree que se correspondía también, inevitablemente, con una desidentificación interior que la llevó a la búsqueda urgente y contínua de su persona y hasta de su personaje. Esta sensación daba a quienes la tratamos poco o mucho. Amores, drogas, amantes, fama, cine, moda, revistas, matrimonio, dinero (falta de), éxitos y fracasos, viajes y velocidades, apariciones y desapariciones, su tardanza o su presencia y, finalmente, la sombra mortal y oro del SIDA, que dicen los periódicos y revistas, no sé. Todo se explica, para uno, incluso linealmente (en su zigzag frívolo y patético), por esta búsqueda de Amparo que hacía y hace la Muñoz. Un alma corriente como su nombre, necesitada de las sucesivas, falsas y vicarias suplencias del cine, los alcoholes, la droga, el sexo y la imagen multicroma, hebdomadaria y lisa que nos devuelven las revistas. Una imagen que ella vendía con tanta facilidad, quizá porque sabía que ésa tampoco era ella, Amparo Muñoz. La bella que nunca existió. ¿Huía de la que no era -la Amparo/Marketing/Muñoz- o buscaba a la que tampoco era?. Hasta los más grandes -Rimbaud, por ejemplo- han perseguido la videncia de sí mismos a través de ladroga, el sexo o el homosexo. Si la bella entre las bellas, Rita Hayworth, perdió la identidad por una enfermedad famosa y negra, Amparo, ay, quizá es que no la tuvo nunca. Ella no quería ser el tonto wildeano que jamás se repone de un éxito. Todos necesitamos reconocernos un día en la obra, la alucinación o la muerte. Amparo, la bella que nunca existió (de ahí su interpretación en Tocata y fuga de Lolita), por impersonal o por huidiza, buscaba espejos como una madrastra de Blancanieves que a la vez fuese Blancanieves. Y quizá ha encontrado el espejo dorado y negro de la muerte, el venidero espejo decisivo y de bulto. Qué coraje delgado, qué desorden diurno, qué biografía populosa de hombres y ciudades, por conseguir que dijese algo un nombre que no dice nada, Amparo Muñoz. Hasta el silencio dominical en una cama del Clínico, donde quizá el dolor y su valeroso miedo le dan por fin su identidad, que no es sino el eterno desamparo de Amparo. Siempre la respetaremos por su quebradiza y obstinada voluntad de encontrarse. ¿Y ahora una aseada reflexión sobre la plaga milenarista de los famosos? No, por favor, un respeto.

18 Enero 1990

AMPARO MUÑOZ: LA INVESTIGACIÓN DE UNA NOTICIA

Rosa Villacastín

Mientras que hoy aparecen dos revistas de información dedicadas a la llamada ‘prensa del corazón’ con entrevistas realizadas a Amparo Muñoz, en las que desmiente su estado de salud y en las que asegura que no ha permanecido en ningún hospital madrileño, fuentes fidedignas insisten en afirmar a YA que la ex Miss Universo ha estado integrado en el Hospital Clínico de Madrid a consecuencia de su deterioro físico producido por el SIDA. La información publicada por YA el pasado domingo vio la luz tras una laboriosa tarea de investigación. Otras fuentes sospechan que detrás de la trampa que parece rodear a Amparo Muñoz se esconde algún misterio que está pendiente de ser desvelado. Esta es la historia de la noticia del YA.

La historia comenzó a hacer se pública cuando, a través de la emisora de RADIO ESPAÑA, un conocido periodista difundió la noticia sobre el estado de salud en el que se encontraba Amparo Muñoz. Inmediatamente después, lo que empezó como un rumor, que era conocido en los ambientes más próximos a la actriz, se convirtió de nuevo en noticia cuando la Cadena SER, en uno de sus programas matinales de mayor audiencia, repitió la información sobre Amparo Muñoz y la grave enfermedad que padecía, el Hospital Clínico y el SIDA. El domingo 14 YA publicó la noticia.

A partir de estas primeras informaciones. YA comenzó a trabajar sobre el tema. Tras contrastar con diversas fuentes del Hospital Clínico que Amparo Muñoz había sido ingresada en ese centro médico en las pasadas Navidades, aquejada de un grave deterioro físico, motivado por su adicción a la heroína y su vinculación con el mundo de la droga, su enfermedad y su situación clínica fue confirmada definitivamente fue confirmada definitivamente por fuentes fidedignas, que aseguraron que Amparo Muñoz, efectivamente, ingresó en ese hospital en las pasadas Navidades. Allí se detectó el SIDA en fase terminal, lo que obligó a su hospitalización según las mismas fuentes.

Además, amigos y compañeros de Amparo Muñoz manifestaron a YA que la última vez que se la vio públicamente en Madrid fue días antes de las pasadas fechas navideñas cuando estuvo en una popular discoteca. De su domicilio de Madrid, según el vecindario, la actriz había desaparecido desde hace dos meses. En su buzón se acumulaba un montón de correspondencia, y en los restaurantes próximos, a los que ella acudía, casi diariamente, tampoco la había vuelto a ver desde esas fechas.

Sin embargo, un conocido relaciones públicas de una discoteca en Madrid, y persona que mantenía relación con Amparo Muñoz y su actual compañero Víctor Rubio Guijarro, aseguró que había estado en compañía de la pareja el pasado día 6, día de Reyes, en Sierra Nevada (Granada), donde la actriz y su novio se alojaron en el Hotel Kenya. A través de gestiones realizadas por YA se pudo comprobar que en dicho hotel figuraba alojado un cliente llamado Víctor Rubio, concretamente desde el día 30 de diciembre pasado. Según manifestó a YA el director de este hotel: “ese señor estaba acompañado de una mujer, aunque yo no puedo afirmar que se tratara de Amparo Muñoz. Lo que es cierto es que se marcharon el día 4, dejaron un montón de ropa y la cuenta sin pagar, por lo que estoy gestionando con mi abogado la presentación de la correpsondente denuncia por imago en el cuartel de la Guardia Ciil”. La deuda, según pudo saber YA, asciende a 156.000 pesetas.

A pesar de estos datos, Amparo Muñoz, a través de una entrevista que aparece hoy publicada, insisten en que se encuentra en Málaga desde hace tres meses y que desde hace treinta días se encuentra hospedada en el Hospital Palace de esa ciudad.

A consecuencia de estos hechos y con la confirmación de la situación clínica de Amparo Muñoz, YA publicó la información el pasado domingo. Fue ese mismo día cuando amigos de la pareja, o que decían serlo, comenzaron a telefonear a YA para desmentir la noticia, amenazar a quienes firmaban la información e intentó negociar un mentís de la actriz, pero negándose a que fuera ella personalmente quien se pudiera en contacto con el periódico. Entre estas personas se encontraban el propio compañero de Amparo, Víctor Rubio, Paco Jurado, que pidió dinero a este periódico a cambio de datos – ningún contacto  directo con la actriz – y algunos fotógrafos de agencias, especializadas en la llamada ‘prensa del corazón’.

Mientras tanto YA pudo averiguar que Víctor Rubio, en nombre de la propia actriz estaba negociando la venta del desmentido a una conocida revista. Las negociaciones se llevaron a cabo por medio de una de esas agencias. Sin embargo, las fuentes consultadas por YA insistían en el hecho de que Amparo Muñoz había estado en el Hospital Clínico en las fechas señaladas por este periódico, es decir, a partir de las pasadas Navidades. Según estas mismas fuentes, la actriz ingresó en urgencias en ese centro médico, donde ya habían estado el pasado verano tras un incidente en su domicilio. Esta vez, Amparo Muñoz fue sometido a un exhaustivo examen médico, a fin de determinar si existía algún de lesión. Una vez descartada esta circunstancia, la ex Miss Universo fue sometida a otros análisis que detectaron el SIDA. Pese a ello, su ingreso en el Hospital quedó únicamente registrado de forma absolutamente reservada, bajo la responsabilidad de uno de los catedráticos de medicina interna de ese centro.

A lo largo de estos días fuentes oficiales del hospital han mantenido públicamente un total hermetismo en el caso asegurando que allí no había ninguna interna registrada con el nombre de Amparo Muñoz Quesada. En el hospital clínico son muchas las personas entre empleados, enfermeras, auxiliares y médicos, que conocen el internamiento de Amparo Muñoz, si bien nadie se atreve a decir nada al respecto mientras que otros conocemos los hechos por los comentarios de los pasillos del propio hospital, pero por un principio deontológico esa información es reservada, añadiendo que el hospital no es una cárcel y que este tipo de enfermos pueden abandonar el recinto, lo que sus propias fuentes habían averiguado sobre la situación y la enfermedad de Amparo Muñoz, corroborando  en todos los casos la noticia de YA.

(…)

EL PERIÓDICO de Catalunya decía su primera página del lunes día 15: “La actriz y ex Miss Mundo, Amparo Muñoz permanece ingresada en el Hospital Clínico de Madrid, registrada con otro nombre, según ha sabido EL PERIÓDICO”. Fuentes del Hospital precisan que Amparo Muñoz ha estado ingresada en el centro en tres ocasiones anteriores, debido a recaídas en su grave enfermedad. Este mismo rotativo publicaba al día siguiente que “la actriz Amparo Muñoz se encuentra en la ciudad de Málaga tras haber abandonado el Hospital Clínico de Madrid, donde permaneció ingresada hasta mediados de la pasada semana”. Por su parte EL MUNDO tituló el lunes 15 “Amparo Muñoz, atrapada por las drogas. La actriz está gravemente enferma, mientras la policía investiga a su entorno”. Al día siguiente, en sus páginas se podía leer también que “en el Hospital el informador, que prefiere el anonimato ocupa una de las quince habitaciones para enfermos de SIDA. Amparo Muñoz, interna en una de las habitaciones anteriormente citadas, estaría sometida a vigilancia intensiva, alimentada por vía venosa y sin respirar por sí misma”.

El DIARIO16 en su edición del martes 16, hablaba de que ‘Amparo Muñoz negoció en Málaga la venta en exclusiva de su presunta enfermedad’. En ningún momento los informadores de este diario lograron ver personalmente a la actriz, según aseguraron fuentes del citado rotativo. Ayer, el mismo periódico titulaba: “La actriz Amparo Muñoz podría estar dispuesta a vender su propia muerte”, relatando a continuación que “se había vendido a DIEZ MINUTOS la exclusiva sobre su verdadero estado de salud”.

Rosa Villacastín y Carlos Aguilera

El Análisis

FALSEDAD RENTABLE

JF Lamata

Que Dña. Rosa Villacastín metió la pata al informar de que Dña. Amparo Muñoz estaba al borde de la muerte por SIDA es algo difícilmente discutible, por el hecho de que la Sra. Muñoz no murió por SIDA. Pero también merece la pena analizar la actitud de la Sra. Muñoz, que en vez de negar de inmediato la información esperó varios días y no porque estuviera muy ocupada, sino, según confesión propia en años posteriores, para que aumentara el interés por el tema y así poder pedir más dinero a la revista ¡HOLA! por la citada entrevista.

En todo caso, la gran tragedia de la Sra. Muñoz no fue ni el SIDA, ni los bulos, sino algo de mucha más difícil solución: las drogas.

J. F. Lamata

by BeHappy Co.