Search
Luis Mariñas, Sánchez Dragó y Curri Valenzuela tendrán programas en la televisión pública madrileña tras ser descabalgados de la nacional

TELEMADRID crea un informativo de madrugada presentado por Germán Yanke y ‘pesca’ a periodistas despedidos de TVE

HECHOS

  • En septiembre de 2004 D. Germán Yanke abandonó el Telenoticias de las 20.30 para pasar a presentar el nuevo programa’Diario de la Noche’ a las 00.00 horas.

PRINCIPALES COLABORADORES DEL ‘DIARIO DE LA NOCHE’ DE YANKE EN TELEMADRID

zap barneda Dña. Sandra Barneda sería co-presentadora del informativo junto a D. Germán Yanke.

zapTitular_yanke_sebastiánD. Pablo Sebastián – dueño del diario de internet ESTRELLA DIGITAL será el encargado de la sección de repaso mediático del informativo.

D. Germán Yanke habla con J. F. Lamata sobre la creación de ‘Diario de la Noche’ en TELEMADRID:

  • /
Update Required
To play the media you will need to either update your browser to a recent version or update your Flash plugin.

Dña. Curri Valenzuela habla con J. F. Lamata sobre la creación de ‘Alto y Claro’ en TELEMADRID:

  • /
Update Required
To play the media you will need to either update your browser to a recent version or update your Flash plugin.

TELEMADRID FICHA A PERIODISTAS DESPEDIDOS DE TVE

 zap mariñas telemadrid  D. Luis Mariñas, tras ser despedido como presentador de ‘Los Desayunos’ en RTVE (por la llegada al poder del PSOE), será el nuevo presentador del ‘TeleNoticias’ de TELEMADRID de las 20.30 reemplazando a D. Germán Yanke,

zap curri Dña. Curri Valenzuela, tras ser despedida como tertuliana de ‘Buenos Días’ en RTVE (por la llegada al poder del PSOE) será la nueva directora y presentadora del programa ‘Alto y Claro’ de TELEMADRID. Una tertulia emitida en la franja del mediodía.

zap_drago_chusma D. Fernando Sánchez Dragó tras ser despedido como conductor del espacio ‘Negro sobre Blanco’ en TVE, que ha sido anulado, pasará a presentar ‘Las Noches Blancas’ en TELEMADRID de un formato muy similar.

16 Diciembre 2005

Germán Yanke

Raúl del Pozo

Ya no se cree en nada, ni siquiera en los prestidigitadores y casi nada en los políticos. La televisión es un supermercado de basura y los ciudadanos buscan en los medios la credibilidad que no encuentran en la política. Pero hay pocos periodistas que no se lleven debajo del brazo una televisión del supermercado de favores aprovechándose del tsunami y del seísmo del Estatuto.Da miedo ir a los debates porque los partidos envían allí a su pitbull y a su rottweiler, que mienten como el diablo, sermonean consignas y están perdiendo la credibilidad al compás de los políticos. Encuentran una razón para todo, incluso para lo que hay de peor y de más perverso.

Carecemos de la sagrada independencia de los periodistas anglosajones.¿Cuándo surgió aquí un Cronkite? «Debemos firmar la paz y retirarnos con honor», dijo desde Vietnam, y Johnson comentó a los fontaneros de la Casa Blanca: «Si hemos perdido a Cronkite, hemos perdido el apoyo de los norteamericanos». Aquel abuelo de la CBS tenía credibilidad. Según Lorenzo Díaz, Carrascal era un Cronkite bereber con corbatas chillonas, escorado a la derecha, pero no daba empaque; y, por fin, ha surgido en el late night de Manuel Soriano un Cronkite con tirantes que, si no tiene una voz tan poderosa para hacerse oír en La Moncloa, al menos presenta el telediario de la distensión y el pluralismo junto a Sandra Barreda -una fiera de televisión con la sinuosidad y la belleza de los felinos-, José Luis Lobo y Pablo Sebastián, que repasa la prensa con objetividad ajeno al macarthysmo de algunos imperios mediáticos y otros informadores avezados en el oficio.

Germán no tiene nada que ver con los bustos parlantes ni con esos telediarios tan perfectos que parecen spots de coches; da dignidad intelectual a la televisión, humor ácrata y un poco de compasión cuando narra las noticias del basurero del universo, en medio de la broza, la caspa y la mugre de la programación nocturna. Los españoles están a punto de decir otra vez «vivan las caenas».

Yanke no es un pseudónimo, sino el nombre checo de su abuelo y tal vez por eso su mirada melancólica recuerda al personaje de La condena de Kafka. Es un hombre que no se avergüenza de ser de derechas, pero no va de neocon ni de agitador de la Brunete; tiene sentido del humor, es un devoto de Tocqueville, un moderado, un liberal. A nadie molesta que entre en casa a las 12 de la noche una persona educada; no toma partido de forma descarada por nadie; es un hombre tranquilo, modesto, a pesar de ser de Bilbao. Me dice alguna mujer que le gusta menos desde que ha adelgazado porque ha perdido la confortabilidad de los gordos y se le caen un poco las orejas. Pero lo importante no son sus orejas, sino que ve el mundo, como Pla, con aquel punto de conformidad irónica que exige la barbarie humana y la demagogia política.

by BeHappy Co.